Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal

Madrid impulsa en 3 meses un nuevo hospital de urgencias para la lucha de la ciudad contra el Covid

  • Perfil de cliente

    Desarrollado por la Comunidad de Madrid en el extrarradio norte de la ciudad y financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), el Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal atenderá a los pacientes ante una posible ola pandémica de Covid-19, así como a otras emergencias sanitarias. Además, será un centro de referencia en investigación, formación y desarrollo de nuevas soluciones terapéuticas para futuras pandemias.
    • Vertical: Salud
    • Localidad: Madrid, España
    • Categoría de cliente: 80.000 metros cuadrados de terreno, 1.056 camas

    Caso de uso

    Proporcionar una conectividad de red segura y crítica a un nuevo hospital de 1.000 camas construido en un tiempo récord.

    Requisitos

    • Permitir que Madrid abra un nuevo hospital totalmente operativo en tres meses
    • Gestión remota para reducir la necesidad de asistencia in situ
    • Permitir una movilidad total en los 80.000 metros cuadrados del centro.

    Resultados

    • Cumple los exigentes plazos del proyecto, con el hospital operativo en el plazo publicado
    • Permite al hospital crear zonas "limpias" con acceso seguro, movilidad completa y sensores ambientales
    • Establece una seguridad de red por capas para diferentes usuarios y dispositivos
    • Garantiza la flexibilidad de la red para permitir el cambio dinámico de espacio y según necesidades en todo el centro
    • Perfila, asegura y gestiona la conectividad de todos los dispositivos IoT autorizados, excluyendo todos los demás

    Pocos hospitales de 1.000 camas se construyen en sólo 100 días, pero la pandemia de la COVID-19 ha obligado a las autoridades sanitarias a replantearse los plazos de los proyectos.

    "El Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal es una respuesta a la pandemia, pero se ha diseñado a largo plazo", dice José María Domínguez, Responsable de transformación de redes de Madrid Digital, la organización que gestiona la tecnología de todos los centros sanitarios públicos de la capital española. "Hemos querido aprovechar los últimos avances en redes de campus para desarrollar un modelo de hospital más ágil y también más fácil de operar".

    Pocos hospitales de 1.000 camas se construyen en sólo 100 días, pero la pandemia de la COVID-19 ha obligado a las autoridades sanitarias a replantearse los plazos de los proyectos.

    Rows of empty hospital beds

    El Hospital de Urgencias atiende la urgencia de la COVID-19

    El Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal, situado en la zona norte de Madrid, se construyó para aliviar la presión sobre el sistema sanitario de la ciudad. Los planes para el hospital se esbozaron en julio de 2020. Financiado en su totalidad por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) y desarrollado por la Comunidad de Madrid, se inauguró poco más de tres meses después, a finales de noviembre.

    El entorno debía ser totalmente funcional, con todos los sistemas y aplicaciones operando de forma fiable, al tiempo que se cumplía la visión de un hospital totalmente digital y una atención conectada. Todo el personal, ya fuese clínico, o auxiliar; debía poder comunicarse y acceder a sus plataformas e información. Además, todos los equipos y tecnología fundamentales debían estar incorporados y conectados a la red de forma fiable y segura.

    La situación de la COVID-19 añadió una capa adicional de complejidad al reto. Había que gestionar cuidadosamente el acceso al hospital y la afluencia de personas, tanto del público como del personal.

    La crisis también obligó a Madrid Digital a trabajar en varios proyectos, por lo que los recursos para la construcción del Hospital Isabel Zendal eran limitados.

    "Este proyecto se inició en un tiempo récord y hemos podido instalar la red sin afectar a la construcción física del centro", afirma Domínguez.

    Garantizar el acceso controlado al centro

    La tecnología de Aruba se convirtió en un eje central del hospital. Aruba ha permitido crear una arquitectura unificada que reúne la infraestructura de IoT, los sensores inteligentes y seguimiento de la ocupación, integrados en la plataforma Wi-Fi 6 de Aruba. También garantiza un enfoque de confianza cero para la seguridad de los dispositivos y los usuarios.

    Significa que el Hospital Isabel Zendal puede controlar el acceso a la red en el centro y desplegar con confianza las últimas tecnologías e innovaciones médicas conectadas. La red puede gestionarse de forma remota, lo que significa que menos técnicos tienen que visitar el centro. Esto reduce los riesgos para el personal a corto plazo a la vez que garantiza una mayor eficiencia y productividad a lo largo del tiempo.

    "En este momento, es importante que limitemos el acceso sólo a las personas esenciales. Aruba nos ayuda a crear un lugar de trabajo seguro y monitorizado", dice Domínguez.

    "En este momento, es importante que limitemos el acceso sólo a las personas esenciales. Aruba nos ayuda a crear un lugar de trabajo seguro y monitorizado", dice Domínguez.

    Hospital staff attending to patients

    Visibilidad de la red en un entorno hospitalario en rápida evolución

    La supervisión y visibilidad de la arquitectura Aruba del hospital se proporciona a través de la plataforma de gestión de redes AirWave, mientras que, para una mayor granularidad de la configuración y de la gestión de cambios en la infraestructura de conmutación, se utiliza el software NetEdit.

    Para completar la visibilidad sobre la red y garantizar un control de acceso sin fisuras, Aruba ClearPass Policy Manager proporciona la necesaria automatización de políticas basada en roles, unificada tanto para la red cableada como para la inalámbrica.

    Para mejorar aún más la visión del equipo de TI sobre todo el espectro de la experiencia de conectividad, se han desplegado sensores Aruba UXI en todo el hospital. Se trata de una solución de garantía de servicio basada en la nube que emula un dispositivo de usuario final para comprobar el estado de la red y solucionar problemas al instante. Evalúa constantemente el rendimiento, la conectividad y la capacidad de respuesta de la infraestructura de red, así como de los servicios o aplicaciones internos y externos.

    La arquitectura de infraestructura unificada simplifica el despliegue rápido

    La red de acceso del hospital se basa principalmente en unos 300 AP Wi-Fi 6 con interfaces Bluetooth y Zigbee integradas, mientras que una arquitectura de conmutación Aruba CX ofrece un enfoque coherente y escalable para el diseño, la gestión y el mantenimiento de la infraestructura cableada.

    Los APs están gestionados por Aruba 7220 Mobility Controllers orquestados por un Mobility Conductor. Para la red cableada, los switches Aruba CX 8325 constituyen las capas de núcleo y agregación de la red. La capa de acceso se basa en los conmutadores Aruba CX 6200, que también proporcionan POE para todos los AP. Cada capa se ha construido con total redundancia, utilizando pilas virtuales basadas en la agregación de enlaces VSX.

    Las actualizaciones de software y firmware pueden gestionarse y automatizarse sin interrupciones del servicio y con muy poco impacto en el rendimiento de este. Así, el equipo de TI puede programar las actualizaciones de forma regular. El tiempo de inactividad por mantenimiento no es una opción en un lugar como el Hospital Isabel Zendal.

    El hospital, de 80.000 metros cuadrados, cuenta con un total de 1.056 camas, 48 de ellas en unidades de cuidados intensivos (UCI). Los sensores hacen un seguimiento del personal, los pacientes y los equipos a través de circuitos diferenciados de "limpio" y "sucio".

    Inside the hospital ward

    Un enfoque de Zero Trust para la seguridad de la red

    El hospital, de 80.000 metros cuadrados, cuenta con un total de 1.056 camas, 48 de ellas en unidades de cuidados intensivos (UCI). El sistema de ventilación renueva el aire de todo el centro cada cinco minutos. Los sensores hacen un seguimiento del personal, los pacientes y los equipos a través de circuitos diferenciados de "limpio" y "sucio".

    Este es el primer hospital de Madrid en el que los médicos pueden trabajar completamente utilizando la red inalámbrica.

    Si bien es importante que el personal, los equipos, los pacientes y los huéspedes disfruten de una experiencia fluida y una conectividad de alta calidad, el hospital debe garantizar que sólo las entidades autorizadas puedan conectarse y que cada una de ellas reciba el nivel y la calidad de acceso adecuados. A medida que la red y el número de conexiones crecen, se necesita más visibilidad, inteligencia y automatización en el diseño para poder hacer frente a las complejidades resultantes.

    Para hacer frente a este reto, la arquitectura Aruba Zero-Trust proporciona tres componentes clave para la red del hospital.

    Automatización de la política de acceso basada en roles

    Aruba ClearPass Policy Manager asume un papel central para la orquestación de la gestión del acceso a la red del hospital. La plataforma permite al equipo definir políticas de acceso basadas en el perfil de los usuarios, los dispositivos y en una serie de criterios definibles. A continuación, ClearPass aplica y automatiza estas políticas.

    Para reforzar aún más la resistencia y la seguridad de la red frente a dispositivos peligrosos o no deseados, se ha implantado ClearPass Device Insight. Device Insight recopila información sobre todos los dispositivos conectados y proporciona un perfil de red para cada uno de ellos. En función del perfil y de las políticas creadas en torno a ellos en ClearPass Policy Manager, cada uno puede ser identificado, autenticado y autorizado para acceder a la red y a las VLAN específicas. Los dispositivos no reconocidos y sin perfil simplemente se excluirán de la red y se pondrán en cuarentena.

    "ClearPass Device Insight nos permite descubrir y perfilar dinámicamente todos los dispositivos, principalmente los de IoT, en el hospital. La integración entre ClearPass Policy Manager y Device Insight significa que protegemos dinámicamente la red basándonos en los comportamientos de los usuarios y los dispositivos", explica Domínguez. "También estamos utilizando UXI Sensors para supervisar el rendimiento desde la perspectiva del usuario".

    Simplificación de las operaciones de red mediante la automatización

    Para simplificar aún más las operaciones de red y reducir la necesidad de múltiples SSIDs y ACLs, y para proporcionar seguridad de extremo a extremo para cada dispositivo y usuario, Madrid Digital ha desplegado una plataforma de Segmentación Dinámica de Aruba para el hospital.

    Mediante el uso de Mobility Controllers integrados con ClearPass y Aruba Policy Enforcement Firewalls (PEF), la Segmentación Dinámica unifica la aplicación de políticas en las redes cableadas e inalámbricas, manteniendo el tráfico seguro y separado. El resultado es que las operaciones orientadas a la empresa pueden coexistir con las redes gestionadas por la empresa con dispositivos de clientes gestionados por TI e IoT. La segmentación dinámica utiliza la inteligencia obtenida de las políticas basadas en roles de ClearPass, PEF, así como la visibilidad de aplicaciones de capa 7 y el filtrado web integrado.

    Domínguez destaca: "Hay casi 2.000 dispositivos conectados a la red, alrededor de una cuarta parte a través de Wi-Fi. Además, el uso de la Segmentación Dinámica nos permite separar y aislar el tráfico del dispositivo al puerto en función de los niveles y políticas de seguridad. Esto nos permite acelerar los procesos".

    "El uso de toda esta tecnología nos ha permitido pasar de gestionar la red de una forma tradicional, asignando manualmente los puertos físicos, a un modelo de gestión diferente en el que la red identifica los dispositivos y aplica automáticamente el aislamiento adecuado para la aplicación de las políticas de seguridad".

    "Hemos entregado este proyecto en un tiempo récord", dice Domínguez, "pero hemos construido algo que es fiable, seguro y protegido". En un proyecto tan exigente desde el punto de vista técnico, el apoyo de Aruba ha resultado imprescindible".

    Hospital building

    Un enfoque de gestión y seguridad basado en los servicios

    Madrid Digital aloja las funciones centrales de gestión de la red del Hospital Isabel Zendal, al igual que lo hace con otras decenas de hospitales de la región. En su centro de datos, la organización aloja los servidores ClearPass, AirWave y NetEdit, que le permiten gestionar y prestar estos servicios de forma remota. Madrid Digital también aloja el Mobility Conductor, que orquesta los Mobility Controllers desplegados in situ en el hospital.

    Flexibilidad y flujos de trabajo digitales a largo plazo

    En un momento de incertidumbre, en el que las respuestas políticas y médicas a la pandemia cambian constantemente, el Hospital Isabel Zendal aporta una capacidad muy necesaria al sistema sanitario madrileño.

    Dos tercios de las instalaciones se han dedicado a tratar a pacientes con COVID-19, y el tercio restante se utiliza para administrar vacunas. A largo plazo, el centro actuará como centro logístico sanitario, proporcionará capacidad adicional a los servicios de emergencia y actuará como laboratorio regional. La flexibilidad en la conectividad y la seguridad de los flujos de trabajo digitales seguirán siendo fundamentales para la integridad de las operaciones.

    "Hemos entregado este proyecto en un tiempo récord", dice Domínguez, "pero hemos construido algo que es fiable, seguro y protegido". En un proyecto tan exigente desde el punto de vista técnico, nos ha sido muy importante contar siempre con el apoyo de Aruba”.

    Más información

    Tenemos casi 2.000 dispositivos conectados a la red, alrededor de una cuarta parte por Wi-Fi. Gestionar tal complejidad fue posible gracias a Aruba ClearPass Device Insight.
    Jose Maria Dominguez, Responsable de transformación de redes de Madrid Digital
  • Perfil de cliente

    Desarrollado por la Comunidad de Madrid en el extrarradio norte de la ciudad y financiado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), el Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal atenderá a los pacientes ante una posible ola pandémica de Covid-19, así como a otras emergencias sanitarias. Además, será un centro de referencia en investigación, formación y desarrollo de nuevas soluciones terapéuticas para futuras pandemias.
    • Vertical: Salud
    • Localidad: Madrid, España
    • Categoría de cliente: 80.000 metros cuadrados de terreno, 1.056 camas

    Caso de uso

    Proporcionar una conectividad de red segura y crítica a un nuevo hospital de 1.000 camas construido en un tiempo récord.

    Requisitos

    • Permitir que Madrid abra un nuevo hospital totalmente operativo en tres meses
    • Gestión remota para reducir la necesidad de asistencia in situ
    • Permitir una movilidad total en los 80.000 metros cuadrados del centro.

    Resultados

    • Cumple los exigentes plazos del proyecto, con el hospital operativo en el plazo publicado
    • Permite al hospital crear zonas "limpias" con acceso seguro, movilidad completa y sensores ambientales
    • Establece una seguridad de red por capas para diferentes usuarios y dispositivos
    • Garantiza la flexibilidad de la red para permitir el cambio dinámico de espacio y según necesidades en todo el centro
    • Perfila, asegura y gestiona la conectividad de todos los dispositivos IoT autorizados, excluyendo todos los demás

    Pocos hospitales de 1.000 camas se construyen en sólo 100 días, pero la pandemia de la COVID-19 ha obligado a las autoridades sanitarias a replantearse los plazos de los proyectos.

    "El Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal es una respuesta a la pandemia, pero se ha diseñado a largo plazo", dice José María Domínguez, Responsable de transformación de redes de Madrid Digital, la organización que gestiona la tecnología de todos los centros sanitarios públicos de la capital española. "Hemos querido aprovechar los últimos avances en redes de campus para desarrollar un modelo de hospital más ágil y también más fácil de operar".

    Pocos hospitales de 1.000 camas se construyen en sólo 100 días, pero la pandemia de la COVID-19 ha obligado a las autoridades sanitarias a replantearse los plazos de los proyectos.

    Rows of empty hospital beds

    El Hospital de Urgencias atiende la urgencia de la COVID-19

    El Hospital de Emergencias Enfermera Isabel Zendal, situado en la zona norte de Madrid, se construyó para aliviar la presión sobre el sistema sanitario de la ciudad. Los planes para el hospital se esbozaron en julio de 2020. Financiado en su totalidad por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) y desarrollado por la Comunidad de Madrid, se inauguró poco más de tres meses después, a finales de noviembre.

    El entorno debía ser totalmente funcional, con todos los sistemas y aplicaciones operando de forma fiable, al tiempo que se cumplía la visión de un hospital totalmente digital y una atención conectada. Todo el personal, ya fuese clínico, o auxiliar; debía poder comunicarse y acceder a sus plataformas e información. Además, todos los equipos y tecnología fundamentales debían estar incorporados y conectados a la red de forma fiable y segura.

    La situación de la COVID-19 añadió una capa adicional de complejidad al reto. Había que gestionar cuidadosamente el acceso al hospital y la afluencia de personas, tanto del público como del personal.

    La crisis también obligó a Madrid Digital a trabajar en varios proyectos, por lo que los recursos para la construcción del Hospital Isabel Zendal eran limitados.

    "Este proyecto se inició en un tiempo récord y hemos podido instalar la red sin afectar a la construcción física del centro", afirma Domínguez.

    Garantizar el acceso controlado al centro

    La tecnología de Aruba se convirtió en un eje central del hospital. Aruba ha permitido crear una arquitectura unificada que reúne la infraestructura de IoT, los sensores inteligentes y seguimiento de la ocupación, integrados en la plataforma Wi-Fi 6 de Aruba. También garantiza un enfoque de confianza cero para la seguridad de los dispositivos y los usuarios.

    Significa que el Hospital Isabel Zendal puede controlar el acceso a la red en el centro y desplegar con confianza las últimas tecnologías e innovaciones médicas conectadas. La red puede gestionarse de forma remota, lo que significa que menos técnicos tienen que visitar el centro. Esto reduce los riesgos para el personal a corto plazo a la vez que garantiza una mayor eficiencia y productividad a lo largo del tiempo.

    "En este momento, es importante que limitemos el acceso sólo a las personas esenciales. Aruba nos ayuda a crear un lugar de trabajo seguro y monitorizado", dice Domínguez.

    "En este momento, es importante que limitemos el acceso sólo a las personas esenciales. Aruba nos ayuda a crear un lugar de trabajo seguro y monitorizado", dice Domínguez.

    Hospital staff attending to patients

    Visibilidad de la red en un entorno hospitalario en rápida evolución

    La supervisión y visibilidad de la arquitectura Aruba del hospital se proporciona a través de la plataforma de gestión de redes AirWave, mientras que, para una mayor granularidad de la configuración y de la gestión de cambios en la infraestructura de conmutación, se utiliza el software NetEdit.

    Para completar la visibilidad sobre la red y garantizar un control de acceso sin fisuras, Aruba ClearPass Policy Manager proporciona la necesaria automatización de políticas basada en roles, unificada tanto para la red cableada como para la inalámbrica.

    Para mejorar aún más la visión del equipo de TI sobre todo el espectro de la experiencia de conectividad, se han desplegado sensores Aruba UXI en todo el hospital. Se trata de una solución de garantía de servicio basada en la nube que emula un dispositivo de usuario final para comprobar el estado de la red y solucionar problemas al instante. Evalúa constantemente el rendimiento, la conectividad y la capacidad de respuesta de la infraestructura de red, así como de los servicios o aplicaciones internos y externos.

    La arquitectura de infraestructura unificada simplifica el despliegue rápido

    La red de acceso del hospital se basa principalmente en unos 300 AP Wi-Fi 6 con interfaces Bluetooth y Zigbee integradas, mientras que una arquitectura de conmutación Aruba CX ofrece un enfoque coherente y escalable para el diseño, la gestión y el mantenimiento de la infraestructura cableada.

    Los APs están gestionados por Aruba 7220 Mobility Controllers orquestados por un Mobility Conductor. Para la red cableada, los switches Aruba CX 8325 constituyen las capas de núcleo y agregación de la red. La capa de acceso se basa en los conmutadores Aruba CX 6200, que también proporcionan POE para todos los AP. Cada capa se ha construido con total redundancia, utilizando pilas virtuales basadas en la agregación de enlaces VSX.

    Las actualizaciones de software y firmware pueden gestionarse y automatizarse sin interrupciones del servicio y con muy poco impacto en el rendimiento de este. Así, el equipo de TI puede programar las actualizaciones de forma regular. El tiempo de inactividad por mantenimiento no es una opción en un lugar como el Hospital Isabel Zendal.

    El hospital, de 80.000 metros cuadrados, cuenta con un total de 1.056 camas, 48 de ellas en unidades de cuidados intensivos (UCI). Los sensores hacen un seguimiento del personal, los pacientes y los equipos a través de circuitos diferenciados de "limpio" y "sucio".

    Inside the hospital ward

    Un enfoque de Zero Trust para la seguridad de la red

    El hospital, de 80.000 metros cuadrados, cuenta con un total de 1.056 camas, 48 de ellas en unidades de cuidados intensivos (UCI). El sistema de ventilación renueva el aire de todo el centro cada cinco minutos. Los sensores hacen un seguimiento del personal, los pacientes y los equipos a través de circuitos diferenciados de "limpio" y "sucio".

    Este es el primer hospital de Madrid en el que los médicos pueden trabajar completamente utilizando la red inalámbrica.

    Si bien es importante que el personal, los equipos, los pacientes y los huéspedes disfruten de una experiencia fluida y una conectividad de alta calidad, el hospital debe garantizar que sólo las entidades autorizadas puedan conectarse y que cada una de ellas reciba el nivel y la calidad de acceso adecuados. A medida que la red y el número de conexiones crecen, se necesita más visibilidad, inteligencia y automatización en el diseño para poder hacer frente a las complejidades resultantes.

    Para hacer frente a este reto, la arquitectura Aruba Zero-Trust proporciona tres componentes clave para la red del hospital.

    Automatización de la política de acceso basada en roles

    Aruba ClearPass Policy Manager asume un papel central para la orquestación de la gestión del acceso a la red del hospital. La plataforma permite al equipo definir políticas de acceso basadas en el perfil de los usuarios, los dispositivos y en una serie de criterios definibles. A continuación, ClearPass aplica y automatiza estas políticas.

    Para reforzar aún más la resistencia y la seguridad de la red frente a dispositivos peligrosos o no deseados, se ha implantado ClearPass Device Insight. Device Insight recopila información sobre todos los dispositivos conectados y proporciona un perfil de red para cada uno de ellos. En función del perfil y de las políticas creadas en torno a ellos en ClearPass Policy Manager, cada uno puede ser identificado, autenticado y autorizado para acceder a la red y a las VLAN específicas. Los dispositivos no reconocidos y sin perfil simplemente se excluirán de la red y se pondrán en cuarentena.

    "ClearPass Device Insight nos permite descubrir y perfilar dinámicamente todos los dispositivos, principalmente los de IoT, en el hospital. La integración entre ClearPass Policy Manager y Device Insight significa que protegemos dinámicamente la red basándonos en los comportamientos de los usuarios y los dispositivos", explica Domínguez. "También estamos utilizando UXI Sensors para supervisar el rendimiento desde la perspectiva del usuario".

    Simplificación de las operaciones de red mediante la automatización

    Para simplificar aún más las operaciones de red y reducir la necesidad de múltiples SSIDs y ACLs, y para proporcionar seguridad de extremo a extremo para cada dispositivo y usuario, Madrid Digital ha desplegado una plataforma de Segmentación Dinámica de Aruba para el hospital.

    Mediante el uso de Mobility Controllers integrados con ClearPass y Aruba Policy Enforcement Firewalls (PEF), la Segmentación Dinámica unifica la aplicación de políticas en las redes cableadas e inalámbricas, manteniendo el tráfico seguro y separado. El resultado es que las operaciones orientadas a la empresa pueden coexistir con las redes gestionadas por la empresa con dispositivos de clientes gestionados por TI e IoT. La segmentación dinámica utiliza la inteligencia obtenida de las políticas basadas en roles de ClearPass, PEF, así como la visibilidad de aplicaciones de capa 7 y el filtrado web integrado.

    Domínguez destaca: "Hay casi 2.000 dispositivos conectados a la red, alrededor de una cuarta parte a través de Wi-Fi. Además, el uso de la Segmentación Dinámica nos permite separar y aislar el tráfico del dispositivo al puerto en función de los niveles y políticas de seguridad. Esto nos permite acelerar los procesos".

    "El uso de toda esta tecnología nos ha permitido pasar de gestionar la red de una forma tradicional, asignando manualmente los puertos físicos, a un modelo de gestión diferente en el que la red identifica los dispositivos y aplica automáticamente el aislamiento adecuado para la aplicación de las políticas de seguridad".

    "Hemos entregado este proyecto en un tiempo récord", dice Domínguez, "pero hemos construido algo que es fiable, seguro y protegido". En un proyecto tan exigente desde el punto de vista técnico, el apoyo de Aruba ha resultado imprescindible".

    Hospital building

    Un enfoque de gestión y seguridad basado en los servicios

    Madrid Digital aloja las funciones centrales de gestión de la red del Hospital Isabel Zendal, al igual que lo hace con otras decenas de hospitales de la región. En su centro de datos, la organización aloja los servidores ClearPass, AirWave y NetEdit, que le permiten gestionar y prestar estos servicios de forma remota. Madrid Digital también aloja el Mobility Conductor, que orquesta los Mobility Controllers desplegados in situ en el hospital.

    Flexibilidad y flujos de trabajo digitales a largo plazo

    En un momento de incertidumbre, en el que las respuestas políticas y médicas a la pandemia cambian constantemente, el Hospital Isabel Zendal aporta una capacidad muy necesaria al sistema sanitario madrileño.

    Dos tercios de las instalaciones se han dedicado a tratar a pacientes con COVID-19, y el tercio restante se utiliza para administrar vacunas. A largo plazo, el centro actuará como centro logístico sanitario, proporcionará capacidad adicional a los servicios de emergencia y actuará como laboratorio regional. La flexibilidad en la conectividad y la seguridad de los flujos de trabajo digitales seguirán siendo fundamentales para la integridad de las operaciones.

    "Hemos entregado este proyecto en un tiempo récord", dice Domínguez, "pero hemos construido algo que es fiable, seguro y protegido". En un proyecto tan exigente desde el punto de vista técnico, nos ha sido muy importante contar siempre con el apoyo de Aruba”.

    Tenemos casi 2.000 dispositivos conectados a la red, alrededor de una cuarta parte por Wi-Fi. Gestionar tal complejidad fue posible gracias a Aruba ClearPass Device Insight.
    Jose Maria Dominguez, Responsable de transformación de redes de Madrid Digital